Alba Díaz Martín con vestido de leopardo de Zara.   | BeSquare

Alba Díaz Martín: "Mis padres me han abierto muchas puertas en el mundo de la moda"

La hija de Vicky Martín Berrocal y 'El Cordobés' debuta hoy como modelo en Mercedes Benz Fashion Week Madrid. Hablamos con ella sobre moda y belleza horas antes del desfile, en plena prueba de vestuario.  

SILVIA VÁZQUEZ | WOMAN.ES

Con solo 20 años Alba Díaz Martín se ha convertido en un referente de moda imprescindible del panorama nacional. En cuestión de meses, sus seguidores en Instagram han subido como la espuma atraídos por su particular estilo, su gusto por las mezclas imposibles y sus constantes cambios de looks. No es de extrañar; la pasión por la moda le va en la sangre: hija de Manuel Díaz 'El Cordobés' y Vicky Marttín Berrocal, Alba no oculta la admiración que siente por su padres, a los que agradece todas las cosas buenas que le están pasando últimamente. Este mismo jueves, debuta como modelo en la Semana de la Moda de Madrid durante el desfile de Laura Herrero, la joven diseñadora que ha ganado el concurso Samsung EGO para nuevos talentos gracias a una colección que une tecnología y moda de la forma más original. En pleno 'fitting', nos encontramos con Alba Díaz Martín para que ella misma nos explique las claves de su éxito, sus trucos de estilo y sus imprescindibles de belleza. 

De un tiempo a esta parte te has convertido en todo un referente de moda para muchas mujeres, ¿qué crees que hay tener para ser una buena ‘it girl’?

Creo que la clave es ser una misma. Si de esta forma consigues llamar la atención de un pequeño público, no de todo el mundo, es fácil que cada vez te siga más gente. Es cierto que yo no me lo he tenido que currar especialmente, mis padres me han abierto la puerta hacia esta gran oportunidad, por eso quizás no puedo dar ningún consejo; lo único que he hecho ha sido ser yo, hacer mis looks y compartir mi estilo. Supongo que también ha sido cuestión de suerte.

Alba Díaz Martín con vestido de Zara en la prueba de vestuario para el desfile de LHSY Studio.  | BeSquare

¿Cómo definirías tu estilo?

Es una mezcla de ‘low’ y ‘high’, de lujo y ‘fast fashion’, y sobre todo bastante ‘sport’, muy urbano, tipo americano. Nunca me verás con una camisita o una minifalda, soy más de botas, deportivas… Me gusta ir cómoda.

Habitualmente te vemos con looks que mezclan prendas de 'fast fashion' (Zara, Pull…) con otras de diseñador, ¿crees que esta variedad es necesaria para tener un buen vestidor?

Personalmente me encanta la variedad, pero no porque crea que una pieza es mejor cuanto más cara sea. De hecho, me gusta combinar, mezclar y mostrarle a mis seguidores que hay muchas prendas accesibles con las que hacer buenos looks. Por supuesto, yo no me he tenido que comprar todas las cosas de lujo que saco en mis fotos, muchas son de mi madre o me las han regalado en mi cumpleaños.

Si tuvieras que crear un “uniforme” o “armario cápsula” para esta temporada, ¿qué prendas y tendencias no podrían faltar?

En el día a día siempre uso pantalones de pana, así que serían imprescindibles; también un abrigo largo, tipo tres cuartos, que no me lo quito, literalmente, y sobre todo unas botas altas para combinarlas con jerséis cortitos… con o sin tacón, depende de cual sea el plan, aunque yo casi nunca llevo tacón. Algunas tendencias como por ejemplo el ‘animal print’ (justo hoy llevo un vestido de leopardo de Zara) o los colores flúor me saturan un poco porque están por todas partes y creo que no son para mí.

Las redes sociales son un escaparate muy importante en todo esto, ¿a qué chicas sigues para inspirarte?

Sigo sobre todo a niñas alemanas, pero la que más me gusta es @blckd0pe porque tiene mucho rollo; lleva sudaderas anchas, zapatillas de deporte… y lo combina todo que flipas. Y, obviamente, Hailey Baldwin que es mi referente para todo, ¡solo hay que ver mi pelo rosa! Las miro todos los días y me gusta inspirarme en ellas.

Rozas los 150 k en Instagram, ¿cómo es la relación con tus seguidores?

Para mí es un halago y un privilegio que tanta gente me vea como una inspiración y que haya personas que me digan que les encantaría vestir como yo. Por eso, lo que quiero es conectar con ellos y que vean que se puede ser diferente, que ser tú mismo en todos los aspectos es bueno y que mostrar tu personalidad es importante. Saca lo que llevas dentro, abre tu mente, invéntate cosas, haz locuras, y no te creas todo lo que la sociedad te dice que tienes que ser o hacer. Esa es la reflexión que quiero mandarles. 

Además de ser prescriptora de moda, ¿qué otras metas tienes respecto a la moda? Hoy te estrenas como modelo, pero quizás quieres seguir los pasos de tu madre como diseñadora…

Aunque ya desfilé una vez en Nueva York, nunca me ha llamado la atención ser modelo; si participo en este proyecto es porque me hace mucha ilusión, me supone un gran reto y me siento muy identificada con esta nueva generación de diseñadores que se atreven a hacer cosas nuevas. Igualmente, no creo que por ahora pueda ser diseñadora porque no tengo la creatividad necesaria; en mi cabeza hay muchas ideas y me encanta jugar con las prendas (cortar unos pantalones, pegar camisetas… con mi ropa pruebo este tipo de locuras) pero me cuesta mucho ordenar mis pensamientos y plasmarlos en una prenda. Lo he intentado pero no hay manera. Sin duda, la parte que más me llama la atención es el trabajo que hay detrás de las marcas, mi objetivo está más relacionado con el ‘business’ y el trabajo de comunicación, administración y marketing que sostiene a las empresas. Mi ilusión es llegar a ser directora de marketing de alguna empresa o marca de moda.

Ver 10 fotos

¿De qué manera te ha influido tener a una diseñadora en casa a la hora de encontrar tu vocación?

Mi madre me ha enseñado todo lo que sé, soy quien soy y me gusta lo que me gusta gracias a ella. Si tengo esta personalidad respecto a la moda es porque ella me ha inculcado desde pequeña que sea yo misma, ¡aunque eso suponga cambiarme el color de pelo cada dos por tres! Su consejo siempre ha sido que sea yo misma y que, aunque sea con 150.000 seguidores, intente cambiar las cosas y hacer el mundo un poquito mejor.

¿Tomas a tu madre como referente a la hora de vestir? Sabemos que compartís armario…

Compartimos algunas cosas y aunque su estilo dentro de lo que cabe es moderno, no viste como yo. Como en cualquier casa, compartimos prendas, nos ayudamos con la ropa y nos compenetramos muy bien. Yo uso muchas de sus cosas, pero las adapto a mi estilo y las combino a mi modo para hacerlas mías.

Y pasando a temas de belleza, ¿hay algún secreto que hayas heredado de ella?

Mi madre se preocupa mucho por su piel, por eso la tiene así de perfecta; invierte al menos media hora en su rutina de noche (desmaquillante, tónico, sérum…) y siempre he tomado su ejemplo. Yo, sin embargo, a diario apenas me maquillo a menos que tenga algo especial, así que no necesito tanto tiempo para desmaquillarme y cuidarme el rostro, pero soy muy constante y suelo usar los productos de Kiehl's porque me funcionan de maravilla. Además, siguiendo su consejo, no dejo que me dé el sol en la cara porque a largo plazo provoca muchas arrugas, así que incluso en invierno, siempre llevo protector solar y suelo usar gorras y sombreros para protegerme. También desde que volví de Estados Unidos entrenamos juntas, intentamos ir todos los días aunque la agenda no siempre nos lo permite. Antes íbamos a boxeo y gracias a ello conseguí bajar de peso, pero ahora estamos probando el método de Tracy Anderson que consiste en realizar ejercicios funcionales con una temperatura de 40 grados, y trabajamos sobre todo glúteos y piernas, para tonificarlos. A las dos nos encanta comer y tener una buena rutina de ejercicio es básico para tener una vida saludable. Entrenar me da vitalidad, me ayuda a organizarme y me encanta.

¿Un favorito de maquillaje?

El 'Touche Éclat' de Yves Saint Laurent, lo llevo siempre encima y te cambia la cara en segundos. Y también un lápiz marrón de Anastasia Beverly Hills para pintarme pequitas por las mejillas y la nariz, ¡me encanta el resultado! Además ahora llevo las extensiones de pestañas y las recomiendo: son comodísimas, te evitan el tener que desmaquillarte y consiguen que te levantes con una buena cara permanente.

Alba Díaz Martín se ha teñido el pelo de rosa. | Jesus Briones / GTRES

Te gusta innovar con tu pelo (corte, peinados, color…) ¿cuál es el secreto para mantenerlo sano? ¿Algún cuidado especial después de la decoloración o para llevar un tono fantasía?

Me encanta cambiar de pelo y, ojalá no se dañara, me lo cambiaría todos los días. Pero para cambiar de color he tenido que decolorarlo y eso estropea mucho el cabello, por eso ahora tengo que mimarlo. Todos los cambios me los hago en Tacha Beauty y allí me han recomendado un suplemento de colágeno, perfecto para regenerar el pelo ¡ya os contaré que tal me funciona pero lo que promete es casi magia! Respecto al lavado, uso un champú y una mascarilla especial, que dejo actuar durante diez minutos en la ducha, para que me ayuden a mantener el color. Además, acabo de incorporar a mi colección una mascarilla rosa específica para proteger el color y creo que empezaré a dormir con ella para que me haga el mayor efecto posible.

Ayer mismo creabas expectación, ¿ya has pensado en tu próximo cambio de look?

No lo sé… Me encantaría ponerme el pelo verde fosforito o azul, aunque igual es demasiado; así que seguramente acabaré volviendo al blanco. ¡El pelo está para divertirse! Lo malo es que no es tan fácil cambiarlo, porque tienes que tener en cuenta la ropa. Por ejemplo, ahora que llevo el pelo rosa no me gusta nada vestir de rojo, y es una pena porque es de mis colores favoritos pero no me convence como me sienta con este look, por eso últimamente siempre visto de negro, blanco o colores neutros.

Relacionados