Los Duques de Sussex a su llegada a la boda de Misha Nonoo y Michael Hess. | Gtres

¿De negro en una boda? Meghan Markle dice sí

La Duquesa de Sussex ha viajado 

Woman.es

Si algo nos ha dejado claro Meghan Markle en los últimos días es que siempre trata de estar cuando sus amigas le necesitan. Lo vimos la pasada semana cuando viajó sola hasta Nueva York para arropar a Serena Williams en la final del US Open de tenis y ahora ha tomado un avión hasta Roma para no perder detalle de la boda de su amiga Misha Nonoo con el empresario Michael Hess. 

Junto a su marido, el Príncipe Harry, la Duquesa de Sussex ha aparecido en este mediático enlace en el que también estaba Ivanka Trump con un look en el que el negro era el gran protagonista. Un color que tradicionalmente se ha mantenido alejado de este tipo de celebraciones por las connotaciones fúnebres que pueda tener pero cada vez más ha llegado a imponerse en cualquier momento por la elegancia que destila. 

En este caso era el tono elegido para el vestido a base de capas de tul con mangas transparentes y adornos de cristal que llevaba el sello de la casa Valentino.

La exactriz ha acompañado este diseño de un favorecedor recogido despeinado como el que la Reina Letizia lució hace unos días que dejaba su rostro al descubierto y hacía resaltar unos pendientes dorados en forma de plumas.

Relacionados

-->