INSTAGRAM

¿Cómo arreglar tus uñas si tenías hecha la manicura permanente? Paula Echevarría nos saca de este 'lío' beauty

Atentas.

CARMEN RAYA | WOMAN.ES

Está claro que uno de los retos 'beauty' a los que nos estamos enfrentando durante esta cuarentena impuesta por la propagación del coronavirus está siendo el de mantener nuestras uñas a raya. Acostumbradas, en la mayoría de los casos, a dejar nuestras manos en manos (nunca mejor dicho) de auténticos expertos de belleza, ahora nos vemos en la necesidad de cuidar nuestras uñas nosotras mismas. Y sí, supone todo un reto si no lo hemos hecho nunca antes. Además, la cosa se complica si la última vez que pasamos por el centro de estética pedimos que nos hicieran la manicura permanente

- 10 mascarillas de cara y pelo para darte un cuidado extra durante estos días de cuarentena por coronavirus (y que puedes comprar online)

- Si tus uñas necesitan un repaso, sigue estos 5 pasos para hacerte la manicura desde casa y tener unas manos perfectas en cuarentena

El motivo es que este tipo de esmaltes (los permanentes) requieren productos y técnicas un poco más específicos para su retirada. Y claro, al final, a Paula Echevarría le ha terminado pasando lo que a muchas de nosotras. El esmalte se ha empezado a caer y ahora tenemos que ver cómo solucionamos este 'desastre'. 

Que no cunda el pánico, sabemos cómo ayudarte. | INSTAGRAM

En el caso de Paula Echevarría, ella misma ha confesado que lo que ha hecho ha sido "cortarlas, limarlas y pintarlas". Pero claro, tú te estarás preguntando, "¿cómo?". Tranquilas porque hemos hablado con Sofia Khasanova, codirectora del salón madrileño de manicura y pedicura Siberia y nos ha contado qué pasos hemos de seguir.

1. Pulimos el esmaltado para quitar el brillo y que la superficie quede porosa (puedes pulir sin miedo porque no se toca la uña; cuánto más pules, mejor)

2. Cortamos los discos de algodón, mojamos en acetona pura y colocamos sobre las uñas. Si no tienes acetona pura, puedes usar tu quitaesmalte habitual (con o sin acetona), lo único que tendrás que dejarlo más tiempo actuando o repetir el proceso una segunda vez.

3. Envolvemos cada dedo -con el algodón puesto- en papel de aluminio y esperamos aproximadamente 15 minutos.

4. Con un pusher o un palito de naranjo quitamos el esmaltado suavemente. ¡No lo hagas con fuerza! Si no puedes, es mucho mejor envolver de nuevo el dedo con otro algodón empapado.

5. Pule las uñas para quitar los restos de esmaltado.

6. Termina aplicando aceite para cutículas y una buena dosis de crema de manos.

Unos pasos que estamos seguras de que Paula Echevarría ha seguido porque el resultado no ha podido quedarle mejor.

 

Relacionados