Rosie Assoulin - S2020 | Salvatore Dragone / IMAXTREE

La crema solar más buscada este verano protege tu piel y también el medio ambiente

La sostenibilidad marca el paso de las tendencias en fotoprotección. Te contamos por qué y cuáles son las fórmulas más respetuosas.

Cristina Martín Frutos | Woman.es

Hemos visto muchas veces imágenes de nuestros océanos llenos de bolsas, desperdicios y restos plásticos. Desgraciadamente, si no hacemos algo al respecto, en el año 2050 habrá más cantidad de plástico en el mar que peces. Pero los problemas para nuestras aguas no quedan ahí.

Al terminar el verano pasado, el Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados (Imedea) detectó grandes cantidades de componentes de las cremas solares en el fitoplancton y algunas especies de las costas de Baleares. Se calculó que cada día se quedaban flotando 400 kilos de restos químicos procedentes de fotoprotectores solo en esa zona del Mediterráneo. En todo el mundo esa cifra asciende a 14.000 toneladas anuales.

- Los 12 protectores solares con efecto ‘buena cara’

- Esta es la crema solar más vendida de Laconicum porque se absorbe en un segundo y no deja la piel ni grasa ni blanca

En realidad, es fácil comprobarlo por ti misma. Cuando te das un baño es frecuente ver una capa oleosa en la superficie del agua… Pues ahí está parte de esos restos que registró el Imedea. Otra parte va a parar al plancton del que luego se alimentan peces, moluscos y otras especies marinas.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Vanesa Lorenzo (@vanesalorenzo_) el

Los corales (el 75% está amenazado por actividades humanas) son también vulnerables al efecto de algunos filtros ultravioletas. Por ejemplo, la oxibenzona, el octocrlieno y el octinoxat pueden dañar a estas especies vitales para la supervivencia de los ecosistemas marinos.

En Hawai y las Islas Vírgenes de Estados Unidos se han prohibido a principios de este año. Y aunque ni en España ni en Europa existe legislación al respecto lo cierto es que cada vez más laboratorios prescinden ya de ellos en su composición. También se están eliminando otros filtros polémicos como el octinoxato, octilasato y cualquier rastro de nanopartículas -pueden ser tóxicas para los peces-, o trabajando con fórmulas biodegradables, que se destruyen rápidamente en el medio acuático.

Por eso, este año te animamos a que cuando elijas tu crema solar no solo tengas en cuenta que proteja tu piel (ya sabes, contra radiaciones UVA, UVB, IR-A; con un SPF alto…) sino que además cuide del ecosistema. La buena noticia es que, como te decíamos, son muchas las marcas que están asumiendo este reto. Avène, Clarins o Biotherm fueron de las primeras, pero ahí también puedes encontrar a Caudalie y Lierac -ambas de venta en farmacia o parafarmacia- que han reformulado sus fotoprotectores. O marcas de gran consumo, más asequibles y que puedes adquirir en supermercados o grandes superficies, como Ecran o Nivea. ¡Y hay muchas más!

 

Relacionados