Olivia Palermo en el lanzamiento de su colección en Nueva York. | Gtres

Olivia Palermo, que siempre va estupenda con un maquillaje natural de cara lavada, ha llevado una sombra de ojos roja que se convierte en lo más buscado para looks de invitada

Una elección sorprendente que estamos deseando imitar. 

Woman.es

A Olivia Palermo no hay tendencia que se le resista. Desde que se convirtió en icono de estilo hace más de una década, la neoyorkina ha lucido todo tipo de prendas, a las que ha sabido dar una vuelta de tuerca en determinados momentos de forma verdaderamente sorprendente. Porque, aunque podríamos definir su gusto como mayoritariamente clásico, lo cierto es que es una de las que mejor sabe actualizar piezas icónicas al tiempo que se atreve a combinar low cost con lujo sin que apenas nos demos cuenta. 

Pero lo que siempre se mantiene intacto en sus elaborados looks es su maquillaje natural y con un efecto cara lavada, lo que no quiere decir que sea literalmente su rostro sin una sola gota de pigmento sino que está perfectamente trabajado para que así lo parezca. Por eso nos ha sorprendido tanto cuando para acudir a la fiesta de lanzamiento de la colección de la firma que lleva su nombre ha escogido un maquillaje radicalmente distinto a lo que acostumbra.

Con un vestido en blanco y negro y un moño bailarina para retirar todo el pelo de su rostro, la empresaria ha querido lucir la piel igual de uniforme que siempre, pero sumando la que ha pasado a ser la predilección de las celebrities en los últimos tiempos en cuestión de maquillaje: las sombras rojas

Un día especial merece un estilismo especial, ¿no?

Olivia Palermo con sombra de ojos roja y labios a juego. | Gtres

El 'color block' al que habrá que rendir tributo en la próxima primavera nos lo ha adelantado Olivia Palermo que no es más que una firme apuesta por los tonos más intensos de la paleta en la zona de los párpados ya sea a modo de brochazos o siguiendo la técnica del ahumado. El resultado, unos ojos cargados de color cuyo riesgo es innegable. 

Y ojo porque lo de la influencer ha sido un reto doble porque, a esta mirada opaca que mezcla rojo y morado de una manera hipnotizante, lejos de suavizarla con un labial neutro o tipo gloss, la ha añadido unos labios en la misma gama cromática para ganar este desafío de color. 

Una elección de Olivia que no olvidaremos de cara a la temporada de bodas que está a punto de arrancar porque no se nos ocurre mejor forma que probar suerte con esta tendencia que en nuestro próximo look de invitada.