woman | El lujo de ser mujer

Impresionantes pendientes de la reina Letizia en la cena de gala en Londres | GTRES

Letizia sorprende con escote asimétrico en su última cena de gala en Londres

Ha estrenado unos espectaculares pendientes para la ocasión. El vestido lo firma la venezolana Carolina Herrera.

CARMEN RAYA | WOMAN.ES

La segunda jornada de la visita de Estado de Letizia Ortiz y Felipe VI ha culminado con la cena de gala ofrecida por el alcalde de 'la City' de Londres, Andrew Parmley, en honor de los Reyes. Esta se ha celebrado en la Galería de Arte Guildhall y hasta allí se han desplazado Don Felipe y Doña Letizia, han vuelto a acaparar todos los flashes.

Doña Letizia y Don Felipe a su llegada a la cena de gala | GTRES

Para la ocasión, la Reina se ha decantado por un vestido largo azul de escote asimétrico firmado por la creadora venezolana Carolina Herrera. Ha aderezado su conjunto con su tiara preferida con motivos florales, cartera de mano y unos espectaculares pendientes largos de diamantes y zafiros que ha estrenado.

Impresionantes pendientes de la reina Letizia en la cena de gala en Londres | GTRES

Un estilismo muy elegante para la última noche que pasarán en Londres, ya que esta cena de gala es el inicio del fin de su viaje oficial a Reino Unido.

Ver 8 fotos

El gran salón del Guildhall, donde tuvo lugar la cena, se decoró con motivos florales (entre los que destacaron los claveles rojos) y ondeaban banderas de España. Un dato curioso es que en este mismo edificio estuvieron Don Juan Carlos y Doña Sofía en 1986 y el propio Alfonso XIII en 1905.

Así termina un día que comenzó con Felipe VI acudiendo a un encuentro empresarial Hispano-Británico en Mansion House en el que se dio cita una delegación empresarial de alto nivel, entre los que destacaron presidentes de compañías tan importantes como Telefónica, Banco Santander, Aena... Un acto en el que dio un discurso donde recalcó la suma importancia "de que nuestro futuro marco de relaciones establezca las condiciones de una relación económica y comercial más estrecha intentando minimizar futuros obstáculos y barreras".

Una vez finalizado este encuentro, doña Letizia se unió a Don Felipe y  juntos acudieron a la Abadía de Westminster donde tuvo lugar un homenaje a los caídos. Allí, pudimos ver a la reina con un conjunto de falda midi estampada y blusa azul, todo de Carolina Herrera, que ya luciese en 2015. El príncipe Harry ejerció de anfitrión de los Reyes.

Ver 7 fotos

Inmediatamente después, Don Felipe y Doña Letizia se trasladaron a la embajada de España donde recibieron a la colectividad española. Además de ofrecer un discurso, los reyes mantuvieron un breve encuentro privado con las familias de Ignacio Echevarría y Aysha Frade (las dos víctimas españolas del atentado de Londres en el Puente de Westminster). "Que el acuerdo de retirada del Reino Unido de la Unión Europea, que se negocia ya entre ambos, os dé pronto la necesaria certidumbre que os permita continuar con tranquilidad y confianza vuestras vidas en este país", manifestó Felipe VI.

Tras este emotivo encuentro, don Felipe puso rumbo al 10 de Downing Street para encontrarse con la Primera Ministra del Reino Unido, Theresa May y disfrutar de un almuerzo de trabajo.

Aunque mañana llega a su fin la visita de Estado de los reyes a Reino Unido, su agenda es bastante apretada. Tras la despedida oficial por parte de la reina Isabel II, Don Felipe y Doña Letizia visitarán el Insituto Francis Crick, almorzarán en la Universidad de Oxford y concluirán con un recorrido por el Exeter College.

@glorias | INSTAGRAM

¿Zapatos de pelo para el verano?

La tendencia más 'pinterest' de calzado veraniego sale a la calle.

SILVIA VÁZQUEZ | WOMAN.ES

¿Pensabas que los zapatos veraniegos de pelo estaban condenados a quedarse en pasarelas y Pinterest? Ay amiga, qué ingenua. 

Lejos de reservarse para las páginas de los editoriales de moda, las sandalias de pelo han salido a la calle esta temporada y están conquistando las redes sociales por obra y gracia de las 'influencers'. 

Si hace un tiempo rechazabas hasta unos zapatos de ante o unas bailarinas en la época de más calor, puede que ahora corras a por tus 'sneakers' preferidas antes de ponerte este tipo de sandalias que, seamos sinceros, dan calor con solo mirarlas.

A su favor hay que decir, que son muy originales (perfectas para conseguir 'likes' en Instagram) y arreglan cualquier 'look' veraniego. Además, hay muchos modelos disponibles, por lo que si te animas con esta tendencia, no tendrás ningún problema para encontrar unas que se adapten a tu estilo. Lo que está claro es que esta una tendencia, nos guste o no, va a estar presente en las próximas temporadas de calor durante algún tiempo. 

Quien dijo que las sandalias eran el calzado más fresco para el verano, no sabía lo que se le venía encima. 

El director Olivier Assayas eligió un piso de estilo Haussmann para el vídeo de Caroline De Maigret, que ya puede verse en la web de la maison. «Al principio, fue inquietante rodar en un apartamento tan parecido al mío», recuerda la parisina. | D.R.

En el nombre de Coco Chanel

A ella, y a la revolución que comenzó hace más de un siglo, rinde tributo la última creación de Chanel: un bolso bautizado con su nombre de pila, Gabrielle, y que habla de lujo y rebeldía. Como lo hizo la diseñadora en su día y lo hacen las mujeres que hoy nos lo descubren, Caroline de Maigret y Cara Delevingne.

Laura García del Río | Woman.es

Coco Chanel fue la primera modista que permitió que las mujeres adoptaran un estilo moderno», dice Karl Lagerfeld hoy, y desde hace ya 34 años, al frente de la maison que la francesa fundó en 1910, con la apertura de su primera boutique en el número 31 de Rue Cambon en París. En sus diseños, inmediatamente aplaudidos por un público femenino que ya venía mirando a la revolución de los locos años 20, la creadora abolió el corsé, acortó las faldas y abrazó la bisutería y la sencillez como símbolo de «un lujo que no se ve», tal y como ella lo definía. El vestido negro, la camiseta de rayas y los collares de perlas (falsas, fiel a su filosofía) se convirtieron en sus sellos. Todos ellos, ejemplos prácticos de la rebeldía con la que se oponía al encorsetamiento al que estaban sometidas las féminas de su tiempo. «El mayor acto de valentía es pensar por uno mismo. En voz alta», solía decir.

«Karl siempre me hace reir, y me gusta que la foto final sea una sonrisa que pertenece a ese momento», nos cuenta la modelo y productora musical Caroline de Maigret. | D.R.

Ese deseo de libertad que, sin perder nunca de vista la elegancia, la llevaba a romper moldes, es el que ahora quiere homenajear Lagerfeld con el bolso estrella de la maison para esta temporada. Su fetiche, al que no en vano ha llamado Gabrielle. Una pieza ligera, pero que jamás pierde las formas, y pensada para liberar las manos de las ataduras que supone la clásica asa corta de las carteras lady. Al fin y al cabo, era Chanel quien defendía que «el lujo debe ser cómodo. Si no, no es lujo». Otra de las muchas lecciones que el alemán aplica en su trabajo como delfín del legado de la casa. Pero no la única. Si en su día Chanel abanderó (y vistió) a las mujeres que decidían –palabra clave en esta historia– cortarse el pelo, llevar pantalones y moverse, hoy la elección de las embajadoras para la campaña de este bolso-homenaje va por los mismos derroteros. Junto a Kristen Stewart y Pharrell Williams –porque el género ya no es una barrera y, bien sabe el Káiser, los hombres son una potencia consumista en auge en el departamento de accesorios–, están Caroline de Maigret, epítome del chic francés desenfadado, y Cara Delevingne, la modelo rebelde que se niega a encajar en el perfil de maniquí mudo. O en ningún otro en realidad. «No puedo definirme en una frase. Supongo que ese es mi encanto», dice la inglesa, que saca el lujo de los salones de té y lo lleva a la calle, monopatín mediante, en uno de los vídeos que la firma ha creado para contar la historia de Gabrielle.

La japonesa Shishi Yamazaki, encargada de dirigir a Delevingne (foto), usó la técnica de la rotoscopia para crear un filme con espíritu de cómic, y una mujer en el papel protagonista. | D.R.

Su compañera de reparto también es prueba de las muchas facetas de la mujer moderna. «Mi chico me define como rock & roll; mis amigos dicen que soy chic; mi madre, informal; y mi hijo, cool. Pero yo diría andrógina», cuenta De Maigret, que agarra su bolso a modo de clutch, dejando caer el asa de cadena para darle un toque roquero, y siempre mete el pasaporte dentro porque necesita «sentir que cualquier cosa puede pasar, y para que ocurra, hay que estar preparada», argumenta.

Caroline De Maigret posa para Lagerfeld, que, como viene siendo habitual, fotografía la campaña de la firma. | D.R.

«Son mujeres de hoy. Fuertes, y muy diferentes entre ellas. Cada una le da un allure distinto al bolso», explica Lagerfeld. Es un mensaje que cala bien en una temporada que celebra la complejidad femenina en todos sus matices. Como lo hacen las muchas versiones que el diseñador ha creado de Gabrielle: las clásicas negra y bicolor; en pitón, metalizada o de tweed; en tonos flúor… Porque, citando una última vez a Mademoiselle Chanel: «Para ser irremplazable, uno debe ser diferente.»

Bolso Gabrielle en piel tricolor, 2.980 euros. | D.R.

Seis claves para entender el cómo y el por qué del último fetiche de Chanel.

1. El look.

Chanel, defensora del vestido negro, sabe que los clásicos no fallan. Y menos aún juntos. El estilismo para su nueva creación: camisa blanca y bailarinas.

D.R.

2. La referencia.

Lagerfeld se inspira en las fundas de los prismáticos que muchos hombres –como Peter Townsend, amante de la princesa Margarita, en la foto– llevaban a la hípica.

Para el bolso Gabrielle, de Chanel, Lagerfeld se inspira en las fundas de los prismáticos que muchos hombres –como Peter Townsend, amante de la princesa Margarita, en la foto– llevaban a la hípica. | D.R.

3. El lugar.

Residencia de Coco, y ahora recién inaugurado tras casi cuatro años de reformas, el mítico Hotel Ritz de París es el lugar donde lucir un bolso que, como sus salones, habla de un lujo clásico que, siempre dispuesto a reinventarse, nunca cae en el cliché.

Residencia de Coco, y ahora recién inaugurado tras casi cuatro años de reformas, el mítico Hotel Ritz de París es el lugar donde lucir un bolso que, como sus salones, habla de un lujo clásico que, siempre dispuesto a reinventarse, nunca cae en el cliché. | Vincent-Leroux

4. La esencia.

La esencia El perfume Gabrielle llegará en otoño. Hasta entonces, la revisión del clásico Nº5 –el perfume que revolucionó el mundo olfativo– pone aroma al carácter vanguardista del nuevo bolso de la casa.

D.R.

5. La astucia de estilo.

Abrazar lo inesperado es uno de los fundamentos de la maison. Lo pone en práctica mezclando chaquetas de tweed con vaqueros, collares de perlas con gorras y sus bolsos acolchados con mitones y pulseras roqueras, como en el desfile de p-v 2017.

Brazalete de piel de Chanel (890 euros). | D.R.

6. El nombre.

Coco era la modista, el personaje que ella misma creó para esa escena, dominada por la visión masculina, que era la moda a principios del siglo XX. Pero Lagerfeld eligió Gabrielle, el nombre de la mujer, porque es a ella a «quien encontramos en el corazón de Chanel», dicen desde la firma. | D.R.

Coco era la modista, el personaje que ella misma creó para esa escena, dominada por la visión masculina, que era la moda a principios del siglo XX. Pero Lagerfeld eligió Gabrielle, el nombre de la mujer, porque es a ella a «quien encontramos en el corazón de Chanel», dicen desde la firma.

Tags:

chanel

GTRES

Letizia Ortiz impresiona en Buckingham Palace de rojo Varela

Simplemente, espectacular.

CARMEN RAYA | WOMAN.ES

La primera jornada de la visita de Estado de Letizia Ortiz y Felipe VI ha culminado con la celebración de la cena de gala ofrecida por Su Majestad la Reina Isabel II en honor de Sus Majestades los Reyes de España-. Vestidos de gala, Doña Letizia ha deslumbrado con un espectacular vestido rojo de Felipe Varela, confeccionado en tul y seda, con detalles de pedrería florales que dejaba sus hombros al descubierto. 

GTRES

Este precioso vestido lo coronaba la tiara de la Flor de Lis, una de las piezas más emblemáticas e importantes del joyero de la Familia Real española. Además, la Reina ha lucido, en una de sus muñecas, una sola pulsera gemela, también perteneciente a las llamadas 'joyas de pasar'.

Tal y como adelantaba la revista Tiempo en su edición impresa, los preparativos del banquete en el palacio de Buckinghamempezaron hace un año, con la lista de 150 invitados, cada uno de los cuáles recibió un librito con el menú, el programa musical y su lugar en la mesa en forma de herradura. Hace cuatro meses comenzó a limpiarse el grand service de Jorge IV, 5.500 piezas de plata dorada, y la cristalería de la coronación de Isabell II, 2.500 copas en cristal de Stourbridge.

A la cena de gala también acudieron los duques de Cambridge. Para la ocasión, Kate Middleton apostó por un vestido de Marchesa rosa empolvado. Aderezó su conjunto con la tiara favorita de la princesa Diana y un collar de diamantes y rubíes que pertenecieron a la reina Isabel II. Llegaron a palacio en coche y no posaron con los reyes de España antes de la cena. Habrá que esperar para ver si se filtra alguna imagen oficial de doña Letizia y Kate Middleton juntas.

Mañana continuarán con su agenda 

Así termina un día muy ajetreado para los reyes de España. Comenzaron la mañana encontrándose con el príncipe de Gales y con la duquesa de Cornualles en el hotel Meliá ME para poner rumbo al 'Horse Guards Parede' donde les esperaban la reina Isabel II y su marido el duque de Edimburgo. Un acto en el que pudimos ver a Doña Letizia luciendo un vestido amarillo de Felipe Varela con un tocado a juego.

Tras disfrutar de un almuerzo privado en Buckingham Palace, los reyes de España se desplazaron hasta Clarence House, la residencia oficial del príncipe Carlos de Inglaterra y la duquesa de Cornualles, donde tomaron el té. Fue entonces cuando Letizia Ortiz hizo un guiño a la moda británica luciendo un vestido 'tipo trench' de la firma Burberry.

Los reyes de España junto al príncipe de Gales y la Duquesa de Cornualles | GTRES

Una agradable y distendida reunión en la que se palpó la gran cordialidad y el aprecio que se tienen ambos matrimonios.

Horas después, Felipe VI, acompañada por Letizia Ortiz, ponía rumbo al parlamento británico donde pronunció un sentido discurso cargado de significado debido al Brexit. En él, el monarca quiso ensalzar los valores que comparten Inglaterra y España y la intención de hacer lo mejor para el pueblo: "Animo a nuestros dos Gobiernos a seguir trabajando para que el acuerdo de salida del Reino Unido de la Unión Europea les dé la necesaria confianza y certidumbre a sus ciudadanos".

GTRES

Mañana también tendrán una agenda de lo más completa. Visitarán la Abadía de Westminster, presidirán una recepción en la Residencia de la Embajada de España, almorzarán después en el número 10 de Downing Street con la Primera Ministra y concluirán el día con una cena de gala ofrecida por el alcalde de Londres en su honor.