woman | El lujo de ser mujer

Atenta a los avisos de tus hormonas. | artursfoto / ISTOCK

Cinco signos de que tus hormonas están fuera de control

¿Estás cansada sin motivo? ¿De mal humor? Tal vez tus hormonas te estén jugado una mala pasada.

Paola Lei | Woman.es

¿Te sientes agotada, inflamada, irritada y no sabes por qué? Estos son los síntomas que revelan que tus hormonas están descontroladas. Y que, tal vez, una visita al médico sea buena idea.

1. Fatiga
Es una de las señales: sentirse exhausta sin motivo y casi constantemente cansada, con fluctuaciones del apetito o cambios en tus hábitos de excreción. Y, sobre todo, si todo esto pasa sin que haya una razón lógica que lo explique.

2. Cambios en la piel
De repente te aparecen granitos en la parte baja de la cara y eso a pesar de que nunca te olvidas de desmaquillarte antes de irte a la cama. Los cambios en la piel pueden indicar un nivel alto de testosterona que un médico te ayudará a estabilizar con la medicación adecuada.

Los cambios en la coloración de la piel puede ser uno de los signos. | macniak / ISTOCK

3, Te crece pelo en sitios inesperados
De repente te aparece un pelo muy negro en la barbilla o en el pecho, o en la espalda. Todo esto indica que algo va mal con tus hormonas y debes consultar a un especialista cuanto antes.

4. Tu regla cambia
Un ciclo menstrual caótico puede ser el resultado de muchos factorea como el estrés, un mal funcionamiento de la tiroides o una bajada de estrógenos. Los médicos suelen arreglarlo a veces con cambios en la dieta , la actividad física o la prescripción de la píldora anticonceptiva.

5. Sudores nocturnos
A no ser que haya mucho calor en la habitación, despertarse con sudoración o con la sensación de calor puede ser el resultado de una bajada de estrógenos o una ovulación poco frecuente. Es lo que se conoce como perimenopausia y puede comenzar hasta 10 años antes de la menopausia. Se recomienda pedir una cita con tu médico.

¿Eliminar el queso de tus comidas? Tal vez no. | courtneyk / ISTOCK

Es posible comer queso sin complejo de culpa

Comer queso no es tan perjudicial como nos habían contado hasta ahora. Al menos, eso dice un estudio.

Paola Lei | Woman.es

Comer queso siempre se ha considerado un placer culpable, un gusto que nos damos  a pesar de que no es demasiado bueno para la salud. Sin embargo, un nuevo estudio sugiere que el queso no es tan malo como se ha pensado hasta ahora.

De hecho, en el estudio la  gente que comía un trozo de queso diario tenía menos riesgo de desarrollar una enfermedad del corazón o de tener un ictus.

El queso, como otros productos lácteos contiene altos niveles de grasas saturadas, lo que se relaciona con altas cifras de colesterol, riesgo de aterosclerosis y  otras enfermedades. No obstante, ya estudios más recientes han apuntado que la grasa saturada es más benigna de lo que se creía.

Aprende a comer bien... ¡también con queso! | MartinFredy / ISTOCK

Además, el queso también contiene otros ingredientes potencialmente beneficiosos, como el calcio, la proteína y los probióticos, según se asegura en el estudio publicado en el European Journal of Nutrition y firmado por científicos de China y Holanda que estudiaron a más de 200.000 personas por más de diez años.

Los resultados fueron muy diferentes a los esperados , pues la mayoría de las personas que consumían grandes cantidades de queso  tenían un 14% menos de riesgo de desarrollar una enfermedad coronaria y un 10% menos de tener un ictus cerebral si se comparaban con aquellos que rara vez comían queso.

Sin embargo, la relación no era lineal, es decir, no puede asumirse que los que comen más queso tienes menos riesgos. Los beneficios se presentaban en las personas que consumían hasta 40 gramos diarios de queso, (la mitad de una caja de cerillas). Más de esa cantidad diaria no generaba beneficios para la salud cardiovascular.

Menos de 40 gramos de queso al día, ¿una fuente de salud? | CentralITAlliance / ISTOCK

La relación establecida tampoco es causa efecto y el estudio solo permite describir el fenómeno, por lo que los autores piensan que otros factores como el estilo de vida o el nivel socioeconómico pueden también incidir en la reducción de los riesgos para la salud.

Aunque también señala que es posible que los beneficios del queso compensen su alto contenido en grasas saturadas. El queso es rico en probióticos y eso puede reducir los estados inflamatorios. Además, contiene ácido linoleico, un ácido graso insaturada que puede aumentar los niveles de HDL, el colesterol bueno y reducir el LDL, el malo.

Hay algunas evidencias de que el queso como sustituto de la leche  puede tener un efecto protector para el corazón. “Nadie te está diciendo que solo comas un trozo pequeño de queso, 40 gramos, en una galletita cada día, pero no parece descabellado hacerlo cada día”, dicen los autores del estudio. 

El estudio no analizó diferentes tipos de quesos y se necesitan más estudios para determinar si un tipo de queso puede ser más beneficioso para la salud que otros. "Siempre buscamos modos de minimizar los riesgos para el corazón", dijeron los autores. Así que es prometedor que algo como el queso con un sabor agradable y que se puede acompañar con una copa de vino pueda, además, ofrecer protección al corazón.

La canela tiene más beneficios de los que piensas.  | YelenaYemchuk / ISTOCK

El beneficio que ni te imaginabas de la canela

Si te gusta la canela, ya puedes empezar a poner el doble en tus postres y cafés. 

Paola Lei | Woman.es

La canela tiene beneficios que, seguramente, ni imaginabas. Una nueva investigación asegura que esta especia acelera el metabolismo en ratones de laboratorio y en células grasas humanas.

El nuevo estudio publicado en al revista 'Metabolismo' y firmado por un equipo de la Universidad de Michigan probó los efectos del cinamaldehído, el aceite esencial que otorga a la canela su sabor, en las células grasas de ratones de laboratorio y también en las humanas.

Lo que descubrieron fue que la exposición a la canela aceleraba la quema de calorías mediante un proceso llamado termogénesis: el aceite de la canela incrementaba la actividad de varios genes, enzimas y proteínas que son conocidas por su capacidad de acelerar el metabolismo.

Leche con canela para el verano.  | Mariana_Romaniv / ISTOCK

Las células grasas, también llamadas adipocitos, almacenan la energía en forma de lípidos. Desde un punto de vista evolutivo, esta grasa puede ser usada por el organismo en épocas de bajos ingresos de calorías (dietas restrictivas, por ejemplo) o para convertirla en calor en los meses de frío. Sin embargo, en las sociedades occidentales la acumulación de grasas en los adipositos suele traducirse en un aumento de peso.

El hallazgo e este estudio es, precisamente, que consumir de forma regular canela puede ayudar a quemar esa energía en lugar de almacenarla en forma de grasa.

El estudio investigó los efectos de la canela directamente en las células y no en el organismo, lo que supone que se necesitan más estudios para determinar si tendría los mismos efectos en una persona y cuál sería la dosis efectiva.

Pan de canela, ¡delicioso... y muy sano! | viennetta / ISTOCK

Es decir que poner un poco de canela quizás no sea suficiente para dejar de acumular grasas.  "Sospechamos que no hay que comer una gran cantidad de una vez, sino un poco cada día porque se cree que el  efecto es acumulativo y hay que esperar un tiempo para disfrutar de sus beneficios". 

Otra obra maestra realizada con aguacate laminado. Otro nivel. | @liketocookit / INSTAGRAM

7 superalimentos perfectos para perder peso

Hay alimentos que te ayudan a perder peso...¡Descubre cuáles son!

Paola Lei | Woman.es

Si estás en la interminable batalla por perder peso, a pesar de que lo que viene es la sobrecarga calórica de las navidades debes aliarte con los mejores. Te pasamos la lista secreta de los siete superalimentos que te ayudarán a adelgazar. 

1.Alubias negras

Son una proteína de alta calidad y una gran capacidad saciante, no contienen las grasas saturadas habituales en otras proteínas como la carne roja. Combinadas con arroz blanca son una de las comidas que los estudios científicos relacionan con la longevidad. A ti te servirán para estar bien alimentado comiendo menos cantidad.

2. Avena

Es muy rica en fibra, así que con una ración en el desayuno puedes aguantar hasta la hora de comer sin picar nada más. Es un carbohidrato saludable  que te ayuda a acelerar el metabolismo y a quemar grasas.

3. Aguacates

No hay ninguna razón para eliminar radicalmente las grasas de la dieta, solo hay que escoger las buenas. Las que contiene el aguacate está entre las de mejor calidad. Además, gracias a su poder saciante, no tendrás la tentación de asaltar la nevera. El ácido oleico que contienen es un componente de las llamadas grasas monoinsturadas saludables (MUFAs por sus siglas en inglés) que te ayudarán a eliminar la grasa abdominal, además de aportar fibra y proteína a tu dieta.

 

Healthy breakfast 🌴☀️ #lovelypepatravels #lovelypepa #tulum #mexico

Una foto publicada por Alexandra Pereira (@lovelypepa) el

4. Salmón

Las fuentes magras de proteína te ayudarán a nutrirte sin añadir grasa a la dieta. Algunos estudios señalan que las mujeres de entre 18 y 50 años no tienen en su dieta la cantidad suficiente de este nutriente esencial.  El salmón es una elección aún mejor que la carne roja magra. En un estudio de 2001 se demostró que las personas que seguían un régimen para perder peso con salmón y otros alimentos ricos en MUFAs perdían de media 4 kilos mientras que los que simplemente seguían una dieta baja en grasas perdían como promedio tres kilos. 

5. Moras

Son muy conocidas por su efecto antiedad, pero además son un aliado poderoso para adelgazar. Una porción de moras contiene solo unas 80 calorías y casi cuatro gramos de fibras.

6. Brócoli

Cocidos o crudos, esta verdura tiene muy buena prensa por sus probados efectos protectores frente a algunos tumores. Además son muy ricos en fibras y cada ración tiene menos de 30 calorías.

7. Arroz integral

Es una opción más saludable y más rica en fibra que el arroz blanco, tiene capacidad de acelerar el metabolismo y quemar grasas. El arroz integral es un alimento bajo en densidad energética, quiere decir que es saciante, pesado pero bajo en calorías. En un estudio se demostró que las mujeres que comían elementos con una densidad energética alta ganaban hasta tres veces más peso en seis años que aquellas que tenían una dieta con abundantes alimentos con una baja densidad energética.